viernes, 20 de noviembre de 2015

Decálogo para la paz

1. Acéptate tal como eres.
2. Considera que has recibido, con toda probabilidad, más de lo que necesitas. No envidies a nadie.
3. Acepta a los demás tal como son, empezando por los más cercanos: tu familia, tus amigos, tus compañeros, tus vecinos.
4. Aprende a decir y a sentir lo bueno que hacen los demás y dilo en voz alta, sin resentimientos ni temores.
5. No te compares nunca con los demás, pues eso conduce al orgullo o a la desesperación que nunca te harán feliz.
6. Vive en la verdad sin temor a decir “SÍ” a lo que está bien y “NO” a lo que está mal.
7. Resuelve los problemas y los conflictos con el diálogo y nunca guardes rencor. El rencor te encierra en la tristeza.
8. Empieza a dialogar con lo que nos une y, sólo después, ocúpate de lo que nos divide. Siempre son más las cosas que nos unen que las que nos separan.
9. Da el primer paso, sin esperar a que lo dé el otro, y hazlo antes de que se haga de noche. Que no se ponga el sol sin haber hecho las paces, sin el abrazo de la reconciliación.
10. Ten bien por seguro y por cierto que perdonar y amar es siempre, siempre, más importante que tener razón.
Justicia, paz y salvaguarda de lo creado
CUESTIONES PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • ¿Qué comentario harías a cada una de estas frases que componen este decálogo?. ¿Cuáles de ellas destacarías especialmente y por qué?.
  • ¿Qué consecuencias se producirían si lográramos todos vivir esas frases que has elegido?. ¿Cuáles son, a tu juicio, las mayores dificultades para que se pueda vivir este decálogo?.
  • ¿Cómo superar las dificultades para desarrollar esta paz que nos sugieren estas frases?.
  • ¿A qué te vas a comprometer hoy para llevar a la práctica alguna o algunas de las frases de este decálogo?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada