domingo, 17 de marzo de 2013

¿Sabes nadar?

Cuentan de un barquero que llevaba gente de un lado a otro de un gran río, y un día subió un sabiondo que empezó a increparle diciéndole:
- "¿Conoces las matemáticas?".
-"No", contestó el barquero.
-"Has perdido una cuarta parte de tu vida. ¿Y la astronomía?".
-"¿Eso se come o qué?", contestó el pobre.
-“Has perdido dos cuartas partes de tu vida. ¿Y la astrología?".
-"Tampoco", dijo el barquero.
-“¡Desgraciado, has perdido tres cuartas partes de tu vida!".
En aquel momento la barca se hundió, y viéndolo que se lo llevaba la corriente, le dijo el barquero:
-"¡Eh, sabio!, ¿sabes nadar?".
-"¡No!", contestó desesperado.
-"Pues has perdido las cuatro cuartas partes de tu vida, ¡toda tu vida!".
Las cosas esenciales de la vida, muchas veces olvidadas, son saber quién soy, de dónde vengo y a dónde voy. Los peces se ahogan sin agua y los hombres se asfixian sin aire, así nuestro espíritu sufre asfixia si no tiene saciada esta sed de Dios, pues el corazón del hombre está inquieto y sin paz hasta que reposa en Él.

CUESTIONES PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • ¿Qué es lo importante para quien navega por un río, un lago o trabaja en el  mar?. ¿Cuáles son las cosas ESENCIALES de nuestra vida, según nos dice el relato?; ¿para qué será eso tan importante?.
  • ¿Sirve de algo saber mucho de todo si luego resulta que no sabemos manejar esa sabiduría?. ¿Sirve de algo tener muy claro qué hacer con nuestra vida y cómo si luego resulta que no lo llevamos a la práctica?.
  • ¿Cómo hallar el sentido a nuestras vidas?, ¿qué nos puede ayudar a ello?. ¿Cómo hacer para ir dando cada día mayor fuerza, ilusión, vitalidad a nuestros días, desde que nos levantamos hasta que nos acostamos?.
  • ¿A qué te comprometes para darle a tus 24 h. de hoy mayor sentido que al ayer?, ¿cómo hacer en ese compromiso para demostrarte a ti misma que tu vida sí tiene sentido?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada