miércoles, 17 de diciembre de 2014

Un líder



Un líder es mejor cuando la gente casi ni sabe que existe, no es tan bueno cuando la gente lo obedece y aclama y es aún peor cuando la gente lo desprecia. Un buen líder acostumbra a hablar poco, y cuando su trabajo está hecho y su objetivo cumplido, la gente dirá: esto lo hicimos nosotros mismos. (Lao-Tse).
Los directores deberían fijarse en los puntos fuertes de la gente y no en sus debilidades. En lugar de pensar obsesivamente en las áreas en las que el trabajador es débil, averigua lo que hace bien, determina el contexto en el cual es positiva y deja que lo haga. Resta importancia a sus defectos. La función de una organización es hacer la fuerza humana productiva y eso se consigue construyendo a partir de las cualidades positivas de la gente y no lamentando sus limitaciones. (Peter Drucker).
Si escoges a las personas adecuadas y les das la oportunidad de extender las alas, ofreciéndoles además compensaciones, casi no tendrás que dirigirlas. (Jack Welch).
En el pasado un líder era un jefe. Los líderes hoy deben ser compañeros de su gente. Ya no pueden llevar la delantera basándose exclusivamente en una posición de poder. (Ken Blanchard).
La motivación es lo que te hace empezar. El hábito es lo que te hace continuar. (Jim Ryum).
No intento bailar mejor que otro. Sólo intento bailar mejor que yo mismo. (Mikhail Baryshnikov).

CUESTIONES PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • ¿Qué enseñanzas has hallado en estas frases de estas personas célebres?.
  • ¿Cuál de ellas te ha llegado o te ha impresionado más y por qué?.
  • ¿Qué consecuencias traería a tu vida la aplicación de estas enseñanzas?.
  • ¿Qué puedes hacer hoy para poner en práctica algo de lo que estas frases sabias aportan a tu entendimiento?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada