domingo, 10 de mayo de 2015

Un nuevo reloj


Hoy me he encontrado en las manos con tus regalos, Señor:
nueva vida, nuevo tiempo, nueva lluvia, nuevo sol...
Por eso, para este tiempo que estreno con ilusión, 
quiero, Señor, y te pido también un nuevo reloj.
Un reloj que mida el tiempo como lo mide tu amor;
que se pare cuando lleguen las personas a mi rincón, 
para escuchar, compartiendo, alegrías y dolor. 
Una reloj que me sitúe la mente y el corazón en el momento presente,
que es tu momento, Señor, en el quehacer cotidiano
que es lugar de encarnación.
 
Un reloj que mida el tiempo con tu paciencia, Señor:
con el ritmo y la medida universal del amor;
despertador de rutinas, vigilante, ayudador;
que nunca mida la entrega del tiempo y del corazón. 
Con la vida, con el tiempo que hoy me regalas, Señor,
para darme sin medida,
espero un nuevo reloj.

CUESTIONES PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • ¿Qué sentimientos adivinas en el autor de esta oración, según se observa en ella?.
  • ¿Qué le está pidiendo a Dios y para qué crees que reza así su plegaria?.
  • ¿Se podría decir que es una "oración intimista"... o es una oración en la que están presentes también todas las personas?. Si es lo segundo ¿en qué lo has notado?.
  • ¿Qué oración te sientes impulsado/a a dirigir a Dios ahora mismo?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada